Notas Fecode

Entrega del informe “La escuela un territorio que resiste a la guerra” a la Comisión de la Verdad

El pasado 31 de marzo Fecode hizo entrega del informe “La escuela un territorio que resiste a la guerra” a la Comisión de la Verdad, donde se demuestra el terrible impacto que ha traído el conflicto armando en la escuela pública y con el que busca obtener una reparación integral de lo sucedido.

Desde el año 2018 la federación ha venido trabajando en el proceso de construir la memoria sindical del magisterio, basándose en hechos y estadísticas sobre el impacto que ha generado la violencia antisindical y el conflicto armado en la escuela pública, por eso el 29 de noviembre de 2019 entregó a la jurisdicción especial para la paz, el informe llamado “La vida por educar” en el que se resalta los crímenes de lesa humanidad cometidos contra los educadores afiliados a Fecode desde el año 1986 hasta 2010. Posteriormente, este trabajo fue complementado y entregando a la comisión de la verdad junto a otras organizaciones sindicales en el año 2020, con un informe especial llamado “resistir para educar una apuesta contra el miedo” caso ADIDA, dado que es el sindicato que más hechos de violencia antisindical tiene.

Martha Alfonso, segunda vicepresidenta de Fecode: “entre todos los análisis que nosotros hicimos se evidenció que había un tipo de violencia que se había ejercido también en contra de los maestros y maestras, algunos sindicalizados y otros no, dada su labor en el territorio y que además involucraba las comunidades educativas”.

Bajo este proceso, se continuó desarrollando esta recolección de realidades y el 31 de marzo del presente año, la federación hizo entrega de manera virtual a través de correo electrónico, nuevamente a la comisión de la verdad de un informe que recopila nuevas vivencias del impacto del conflicto armado sobre todos los actores de la escuela pública, llamado “La escuela un territorio que resiste a la guerra”.

Martha Alfonso, Segunda Vicepresidenta de Fecode: “allí se reflejan las vivencias de muchos maestros y maestras que resistieron, precisamente, a este conflicto, y es de allí que sale la consigna de escuela territorio de paz como una voz que exige que se respete a esta como un espacio democrático de derecho, donde no se recluten a sus niños para la guerra, donde no se violente a los maestros ni a la libertad de cátedra y de expresión, pero donde tampoco se niegue lo que ha pasado en este país”.

Con la entrega de cada uno de estos informes Fecode espera que la JEP habrá un capitulo y se investigue a los responsables de la violencia antisindical en el país. En cuanto a la Comisión de la Verdad, el propósito es que estos hallazgos de violencia en contra de líderes sindicales y del impacto del conflicto armado en la escuela pública, quede evidenciado para lograr una reparación integral de no repetición. Frente a esto, la Federación hace un llamado para que, a través de la Unidad para las Víctimas, el Estado asuma estos hechos, ya que por ahora las centrales sindicales tienen cerradas las puertas para integrar esta unidad.