Rechazo a la imposición de la alternancia en el tercer pico de la pandemia

Ante las denuncias de contagiados por covid-19 en varias instituciones educativas del país, como resultado de la alternancia decretada por el gobierno, varias alcaldías y gobernaciones siguen haciéndole el quite a este modelo mientras no se cuenten con condiciones previas y verificables.

Con la llegada del tercer pico de la pandemia la cifra de contagios en el país se elevó a más de 2 millones y el de fallecimientos a cerca de 300 diarios registrando a la fecha más de 64 mil muertes a causa del covid-19, un escenario que volvió a prender las alarmas en los sectores de la salud, la economía y la educación, especialmente en este último, porque con la expedición de la circular 026 por parte el MEN se obliga a las instituciones educativas a retornar a las aulas bajo la alternancia, una situación que ya ha traído graves consecuencias porque en las instituciones que han venido implementando el modelo se ha generando un contagio entre estudiantes y docentes, como se viene publicando en medios de comunicación en bogotá, la guajira, sincelejo entre otros; por tal razón muchas entidades territoriales han suspendido la alternancia debido al aumento del contagio y las pocas posibilidades que hoy ofrecen las i.e de prevenir o minimizar el contagio por covid-19, sobre todo en las zonas rurales del país.

Fredy Triana, docente IED José María Vargas Vila: “nosotros iniciamos el 24 de marzo porque el rector del colegio nos convocó amparado en la circular 003, que lo apremiaba a él en cuanto a tiempos para iniciar el proceso de alternancia, sin embargo, la semana pasada a los compañeros de primaria les hicieron unas pruebas PCR las cuales dieron positivo para cinco compañeros docentes de la dos jornadas contagiados, un integrante del personal administrativo y la enfermera de la institución”.

Ninfa Berthy, docente La Guajira: “a muchos maestros en el departamento de la guajira nos ha correspondido ir a las escuelas a trabajar bajo el modelo de la alternancia educativa, y ya somos varios los docentes que hemos adquirido el virus, al igual que algunos niños, quienes ya lo han empezado a propagar en las diferentes comunidades indígenas. En este sentido, el llamado al gobierno nacional es que entienda que por encima del derecho a la educación está el derecho a la vida”.

Darío López, presidente de Educal: “en caldas podemos decir que ya se presentó el primer caso en el municipio de Marulanda donde varios estudiantes y docentes resultaron contagiados de covid-19, por ello, al gobierno le tocó cerrar la institución educativa, asimismo, la dirección territorial de salud manifiesta que hay otros dos municipios que no pueden continuar con este modelo, y son Palestina y Supía”.

Sin embargo, pese a que las instituciones todavía no cuentan con las condiciones necesarias para el retorno, y que Fecode han luchado por exigir al gobierno que adecue los colegios con los protocolos de bioseguridad y las condiciones mínimas para poder regresar la presencialidad de manera segura, varias secretarías de educación como Guaviare, Norte de Santander, Valle, Bolívar, Tunja, Tolima, Santander, Caldas, Caquetá, Risaralda, entre otras, vienen presionando y persiguiendo a los educadores para que cumplan las directrices del gobierno sin tener en cuenta el riesgo a la salud y la vida de la comunidad educativa.